divendres, 27 de maig de 2011



Nunca me has contado,
que me buscabas
en el vaivén de las olas.

Nunca me has dicho,
que dibujabas mi presencia
y mi esencia... en cada una
de las nubes del camino.

Nunca me has contado
que soñabas con mi viaje
ese viaje de vuelta.

Mis ojos de luna y estrellas
y el brillo del primer grito
de cada aurora.

No me lo dijiste,
No me lo contaste.

Y, solo ahora sé,
porque llegó la hora de saberlo,
que hay un lugar,
que es solo mío,
que desde hace mil años o más,
me pertenece.

Y quieres saber
cuando estaré de vuelta...

Cuando llore la luna llena.
Cuando el arco iris
venga a buscarme.
Cuando la aurora boreal
sea visible desde mi ventana.

Cuando el futuro que espero
llame a mi puerta.
Cuando mi sonrisa
esté llena de tus besos.
Cuando mi mirada
solo brille con tus ojos.

Cuando el amor,
venga de tu parte
a pedirme que vuelva.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada